español

Share

Ana Rüsche

(1979) San Pablo, Brasil.

 

Ha publicado los libros de poesía Rasgada (Ed. Quinze & Trinta, 2005), Sarabanda (Selo Demônio Negro, 2007; 2a edición Editora Patuá, 2013), Nós que Adoramos um Documentário (Ourivesaria da Palavra, 2010) y la novela Acordados (Selo Demônio Negro, 2007), premiada por el Programa de Acción Cultural del Gobierno del Estado de San Pablo.

Su primer libro Rasgada recibió una edición mexicana por Editorial Limón Partido (traducción Alberto Trejo y Alan Mills, México DF, 2011). Participo de festivales de poesía latinoamericanos, como Vertigo de los Aires (México, 2007), Poquita Fe (Chile, 2008).

Algunos poemas traducidos al español están en las siguientes antologías: Caos portátil, poesía contemporánea del Brasil (El Billar de Lucrecia, Mexico DF, 2007) y ¿Qué será de ti? / Como vai você? Poesía joven de Brasil (Vaso Roto Ediciones, Monterrey, 2015).

Contacto: anarusche@gmail.com

 

ALGUNOS POEMAS

 

 

El Poema Blanco

.

y ella montada

en la bicicleta ergométrica

una cajita de música

laqueada con hielo

a rodar, a esperar

la aguja hipodérmica de endorfina

para castrar su corazón.

.

un romance raso.

yo queria ser un esquimal

pero entre una chispa y otra,

el frío de la estroboscópica,

la soledad me aguijonea

cocaína negra con miel

que me anima.

.

mis muertes son semanales.

en sábanas arrugadas por pernoctar

en el deshielo de tus cabellos negros

de latin lover

.

y como tú le has hecho a tantas niñitas

tus dedos palpan

mi pequeña muerte húmeda

y le aplican un

grito seco en la canción de la radio por la tarde

los ojos negros se llenan de blanco

.

pero ahora está oscuro

y en la pila de mármol duro

ella derrama la borra de café

que se transforma en la tierra

que acuna los nacidos muertos de nuestros sueños

.

un romance raso.

y ella con tedio se roe las uñas

en la internet los esquimales

sus pies, aterradoramente descalzos.

 .

traducción: Cecília Pavón

 .

.

chulo

.

culpo a ese corazón

viejo por latir.

.

un final de verano:

botón a botón los ojales.

se desprende estival

el rojo de la seda,

ajuar de flores en el suelo

.

el muchacho en el techo y en la cama:

reflejo de la misma puerta

tronco de cabellos oscuros en casquete

boca de carne sed y surco

pectoral sin pelos nudo de castaño

.

en el catecismo

chupa y coge

cerezas maduras de mis dedos pintados

.

en el fervor

tatúa mi piel por dentro

y devasta mis arrugas entre los dientes

.

por el techo espejeado de ventiladores

descifro mi tinte del pelo gastado

una cabellera color de sangre coagulada

fluye de mis raíces, platas de potosí.

.

pero soy un abanico todo convulso

y me hago mucosa, musgo y catarata

con corrientes entre las piernas

que crean galerías subterráneas entre las sábanas

soy líquida

.

y me deshago.

.

los 10 pesos no incluyen telefonemas al día siguiente.

traducción: Joan Navarro

 

 

 

La Ceramista

 

 

a partir de Concha e Aurora,

         creaciones de Ângela Barros y Alberto Guzik

 

ahora son ya cinco cabinas eróticas

antes era un edifício respetable

 

excavo escaleras ante la mudez

del ascensor, guillotina pintarrajeada

 

en el polvo suspendido en el aire

catedrales de cosas abandonadas

 

y allá dentro me refriego con mis dos

manos en las piezas de cerâmica

 

y como partera saco del barro

un añico, un jarro, un sueño, un soplo

 

traducción: Fabio Aristimunho Vargas

 

 

dos furias

.

tomé un pincel negro

y dibujé un dragón en cada ojo

helados.

vestí rojo

y salí.

.

entonces mi cuerpo es la plaza

mi cuerpo es vacío, mi cuerpo

es la phedra, mi cuerpo es concreto,

flujo que fluye abajo y abajo

río sumergido, modorras, linternas

rojas, prostíbulos de lo que fue

destruido es mi cuerpo

la plaza es mi cuerpo una plaza

.

tomé el pincel blanco

para borrar tus dos ojos de destino

esos dragones humeantes en el alma.

me salió un borrón.

.

salieron volando.

.

traducción: Alfredo Fressia

 

.

última noche antes de áfrica

.

y aún me pides

una noche antes de áfrica

y sin yo relampaguear, apareces

apareces en la casa de la paz

expuesto desnudo allí en el mercado de esclavos

yo te compraría como quien escoge el

turbante del mayordomo

como quien asiste a una velada inolvidable

esas de gente que no sabe nada de geografía

entre asuntos de gente mezquina, el

pase, el autobús

 

sin yo relampaguear, apareces

apareces en la ciudad de alas

en el pontón, expuesto desnudo a los tiburones

yo te saquearía como lo hacen los peores piratas

te mandaría a la plancha, pronunciando órdenes en lenguas

que ya murieron y ahora dan nombre

a mi propia calle, a la parada del

 

taxi, donde los taxistas viven lavando el coche

 

y luego relampagueo y ya me acuerdo

finalmente me acuerdo de que no soy una niña con superpoderes

y que un lugar muy lejano está realmente muy lejos

 

traducción: Joan Navarro

 

 

Share
Follow on Feedly